como-controlar-la-ira

▷¿Cómo controlar la Ira? El niño y los clavos

Ejemplos de Ira

Hubo una vez un niño que tenía muy mal genio y no sabia como controlar la ira.

Para ello su padre decidió entregarle una caja de clavos y un consejo, cada vez que perdiera el control clavase un clavo en la puerta de su habitación.

El primer día, el niño clavó 37 clavos en la puerta.

Con el paso del tiempo, el niño fue aprendiendo a controlar su rabia, por ende, la cantidad de clavos comenzó a disminuir.

Control de la Ira

Descubrió que era más fácil controlar su temperamento que clavar los clavos en la puerta.

Finalmente llegó el día en que el niño no perdió los estribos.

Su padre orgulloso le sugirió que por cada día que se pudiera controlar, sacase un clavo.

Los días transcurrieron y el niño logró quitarlos todos.

Conmovido por ello, el padre, tomó a su hijo de la mano y lo llevó hasta la puerta, y con suma tranquilidad le dijo:

Haz hecho bien hijo mio, pero mira los hoyos, la puerta nunca volverá a ser la misma. Cuando dices cosas con rabia, dejan una cicatriz igual que ésta.

Le puedes clavar un cuchillo a un hombre y luego sacárselo. Pero no importa cuántas veces le pidas perdón, la herida siempre seguirá ahí.

Una herida verbal es tan dañina como una física. Recuerda que los seres queridos y amigos son joyas muy escasas, conservalos, cuídalos, ámalos, pero no los lastimes.

Hay daños que son irreversibles y no hay perdón que los sane.

El niño comprendió la enseñanza de su padre y jamás volvió a tener que controlar su ira.

Se dedicó a tomarse las cosas con calma y a actuar siempre con amor.

Conclusiones

La vida nos invita a identificar las situaciones adversas que nos sucedan, e identificar que emociones provocan según la interpretación que demos a la situación.

La interpretación es básica y propia de cada quien, por ejemplo : Cada vez que Ana me saca la lengua con la chupeta a mi me da rabia.

¿Por qué te produce ira? ¿Qué interpretas como ofensivo? y ¿Cómo podrías interpretarlo de la mejor manera posible?

La racionalización frente al manejo emocional es importante. Entonces, Podría pensar que Ana solo desea hacer jugar un rato, y necesita mi aprobación.

Este cambio de pensamiento genera cambios de interpretación en la respuesta emocional frente a los hechos bajando la intensidad en la fijación que tenemos frente a este.

El arte de canalizar las emociones nos permite actuar asertivamente frente a las situaciones adversas.

Hasta Pronto! 😊