04

La incapacidad Laboral se define como el período de ausencia que afronta el trabajador como consecuencia de una enfermedad o accidente de trabajo por lesión orgánica, funcional o psíquica, y se canaliza a través de la entidad prestadora de salud y/o administradora de riesgos laborales según sea su origen.

Las incapacidades pueden ser temporal o permanente, dependen del estado de salud y las actividades diarias que realice el trabajador, para ello el médico realizará una evaluación e identificará el tiempo promedio de evolución de la enfermedad de acuerdo a los antecedentes clínicos del paciente y actividad realizada.

En caso de una incapacidad por enfermedad,  es importante reportar su estado de salud al departamento de recursos humanos  de su trabajo y recurrir ante el médico la institución prestadora de servicios en salud autorizada para su atención, paralelamente la entidad promotora de salud en algunos casos notifica por correo electrónico al área sobre la solicitud del servicio de salud del trabajador.

A los días siguientes el empleado entregará el documento original de la incapacidad y del documento de identificación, ya que de acuerdo al Artículo 34 de la Ley 23 de 1981,  hace referencia a la Historia Clínica “Como un documento privado sometido a reserva y únicamente puede ser conocido por terceros con previa autorización del paciente o en casos previstos por ley”. Por lo tanto queda excluido de la documentación solicitada por ser de carácter confidencial favoreciendo a todas aquellas personas que desean mantener en reserva su estado de salud.

Para poder reconocer el pago de la incapacidad por parte de la empresa, las entidades promotoras de salud no deberían solicitar la historia clínica. En caso de solicitarlo se deberá generar un consentimiento informado, ya que el documento es indispensable para el cumplimiento legal y administrativo.

En caso que la incapacidad sea por accidente de trabajo se reportará a la administradora de riesgos laborales, quien determinará en que institución prestadora de salud se atenderá el trabajador y el médico determinará si es una enfermedad laboral. La junta médica tendrá hasta 180 días para reconocer la incapacidad como oportunidad de mejora o invalidez, posteriormente el fondo de pensiones se encargará del pago y por la gravedad del evento deberá haberse reportado ante el ministerio del trabajo.

Dichos procedimiento administrativo ya sea con reconocimiento monetario o no, permitirá generar informes estadísticos por enfermedad general, accidentalidad, cuadro de ausentismo, fortalecimiento de programas de prevención y otros del Sistema de Gestión De La Seguridad y Salud en El Trabajo de la organización con el aval de la administradora de riesgos laborales y en apoyo de otros proveedores si así se determina.

Para consultas contáctanos ⇒ Aquí o escríbenos a la siguiente información.

cropped-flayer-instagram.png

Advertisements